Conoce los tipos de tragaperras

A lo largo y ancho de todo el globo terráqueo, las máquinas tragaperras (también conocidas como slots) siguen causando furor en miles de casinos, bares o lugares de entretenimiento. Su mezcla entre fortuna y emoción hace que sea sin lugar a dudas el juego de azar más aclamado en cualquier lugar.

Todo esto se ha acentuado aún más últimamente con la aparición y el auge de la figura del casino online. Portales como Bet365, PokerStars, Luckia y un larguísimo etcétera ofrecen básicamente la misma experiencia de juego que un establecimiento tradicional con la gran ventaja de que no necesitas moverte de casa. Todo lo que te hace falta es un ordenador (o en algunos casos un simple dispositivo móvil) y una conexión a internet estable, nada más.

Obviamente, esto ha dado lugar a que muchas más personas tengan acceso a este divertido juego y a su vez a la aparición de muchas más máquinas tragamonedas ya que se ha eliminado de raíz el coste de fabricación, lo que permite que con un simple programador y un diseñador se pueda elaborar una nueva slot. De hecho, no es nada raro ver como casinos online como 888 o Bet365 sacan a la luz nuevas máquinas con temáticas de moda prácticamente cada mes. Por cierto, no olvides que en la página web tienes toda la información necesaria para saber qué casino online es el mejor según tus intereses y cuáles ofrecen bonos de bienvenida o de recarga.

Pero el tema que vamos a tratar en esta ocasión no es otro que los tres grandes bloques de tragamonedas que podemos englobar. Huelga decir que existen otras muchísimas formas de categorizar a las máquinas, pero en este caso nos centraremos en hacerlo según su mecánica de juego ya que al fin y al cabo es lo más importante de todo.

Variante multilínea

El primer gran bloque son las máquinas multilínea. En ellas, como su propio nombre indica, la principal característica es la existencia de varias líneas con la evidente consecuencia del aumento de probabilidades de obtener premio. Estas se encuentran disponible en la gran mayoría de casinos online como Bet365 o William Hill por poner algunos ejemplos.

El número de líneas que componen la máquina varía entre unas y otras, pero oscila entre 5 para las más parecidas a las tradicionales hasta alzancar incluso 50 o 100 líneas en algunas de ellas. Recordemos que una línea no es más que el camino en el que, de izquierda a derecha, se ha de seguir para obtener combinaciones ganadoras. Obviamente, a mayor número de líneas mayor será la probabilidad de poder obtener un premio, pero al mismo tiempo la cuantía de estos suele ser menor a la de las demás máquinas. Es decir, ganas más veces pero ganas menos dinero con cada acierto (a no ser obviamente que las figuras sean de las más valiosas).

Todo lo que tienes que hacer para averiguar cuántas líneas de pago tiene la slot en la que estás es mirar en los laterales del marco de la zona de juego. Ahí verás una serie de números que las contabilizan, aunque por su puesto también las podrás ver en la tabla de pagos, donde además te explicarán el “camino” que siguen, algo muy a tener en cuenta ya que algunos son realmente enrevesados.

tragaperras


Variante multiplicadora

De la multilínea pasamos a la multiplicadora, una categoría que para ciertos usuarios resulta incluso más atractiva que la primera. Tal y como ocurre con las anteriores, está también son habituales en un casino online. Empresas como Luckia o Bet365 cuentan con un buen repertorio de ellas, por lo que si tienes cuenta en ellas no te resultará demasiado complicado dar con una.

Una vez más, basta con ver el nombre para hacerse una idea aproximada de cuál es su funcionalidad más característica. En este caso contamos con un menor número de líneas, pero introducimos los multiplicadores. Estos son figuras o combinaciones determinadas que multiplicarán tus ganancias de forma considerable.

Normalmente se dividen en dos vertientes distintas. Por un lado están las que incorporan minijuegos especiales donde, según cómo te desenvuelvas en ellos, obtendrás un multiplicador u otro, bien para las ganancias de la última jugada o bien para las próximas tiradas. Por otro lado tenemos las que cuentan con ciertas figuras especiales, normalmente relacionadas con la temática de la máquina tragaperras, que duplicarán, triplicarán o incluso más si se da la combinación más exclusiva. El gran atractivo de este bloque es que a pesar de que el porcentaje de acierto es algo menor, es posible ganar grandes sumas de dinero en muy poco tiempo. Además, desde el punto de vista de la diversión, los usuarios tienden a escoger máquinas donde por poca inversión puedan llevarse jugosas cantidades.

Tal y como ocurre con la variante multilínea, en la tabla de pagos tendrás todas las instrucciones necesarias para saber el funcionamiento de los multiplicadores. Es imposible resumir todas las posibilidades ya que cada slot cuenta con una mecánica y unos símbolos diferentes, pero ya juegues en Bet365 o en cualquier otra te podemos asegurar que en la tabla de pagos encontrarás todo lo que necesitas saber.

Variante progresiva

No es la primera vez que traemos este último gran bloque de máquinas tragamonedas, pero ahora es el momento de profundizar un poco. Desde el punto de vista de lo atractivo, esta alternativa se lleva sin duda la palma. En cualquier casino online o tradicional suelen estar al frente de todas por el simple motivo de su principal característica.

Y es que esta no es otra que los botes acumulados, es decir, una enorme suma de dinero que se llevará aquella persona que logre acertar una combinación sumamente exclusiva que como podrás suponer resulta prácticamente imposible de lograr desde el punto de vista estadístico. Estamos convencidos de que en cualquier casino online (aunque abundan más en los físicos) habrás vistos carteles de Jackpot con sumas astronómicas que nublan la vista. Esas son, precisamente, las máquinas progresivas.

Cabe destacar que en los casinos online como Bet365 o PokerStars existen muchas slots donde hay más de un bote progresivo con varias cantidades que van de menos a mas. Estos se activan, como decíamos, tras lograr una combinación de figuras especial y en algunos casos incluso ha de estar en una posición determinada. Obviamente, la posibilidad de lograrlo es ínfima, pero al haber tanto dinero “encima de la mesa” atrae la atención de muchísimos jugadores. Eso sí, el perfil de estos suele ser más casual que profesional, ya que estos últimos suelen decantarse más por las dos primeras variantes.

La cuantía de los botes puede ir desde las decenas de euros hasta, incluso, millones en algunos casos particulares. No son pocos los casos en los que algunos afortunados se han llevado más de un millón de euros en una máquina tragaperras tras un golpe de suerte. Lamentablemente, en los casinos online los botes no suelen ser tan cuantiosos, aunque sí que alcanzan las varias decenas de miles de euros dependiendo del tiempo que lleve sin salir y de la máquina en cuestión.

Lo que queda claro es que cada persona tiene unos gustos totalmente distintos a otra, por lo que una se sentirá mucho más atraída por un bloque y otra por otro. También, como decíamos anteriormente, entra mucho en juego el hecho de si te dedicas a esto como hobby o como una profesión secundaria donde tu objetivo es jugar mucho y de forma disciplinada para sacarte un pequeño (o grande) sobresueldo al acabar el mes.

Es evidente que cada tipo de slot tiene tanto sus pros como sus contras, por lo que al fin y al cabo la clave estar en encontrar una con la que te sientas agusto. No solo con la tabla de pagos, los multiplicadores o las probabilidades de acierto, sino también con la temática. Puede que creas que no tiene importancia, pero dar con una temática que te atraiga es esencial, ya que seguramente te vayas a llevar bastante tiempo sentado en ella y ha de atraerte tanto los grafismos como la estética.

Ya sea una multilínea, una multiplicadora o una progresiva, lo que está claro es que al largo plazo las tres tienden a dar más o menos la misma cantidad de dinero y lo único que realmente cambia es la repartición de este. Si lo tuyo es tentar al azar para intentar dar “el pelotazo”, las progresivas son tu elección, pero si quieres ir más lento ganando de forma constante quizá deberías decantarte por la primera opción. Todo depende de ti, pero nunca está de más investigar un poco y dar con una que se adapte a tus pretensiones.